Flemón dental, aviso serio de que algo no va bien en tu boca

por / Martes, 04 septiembre 2018 / Publicado enNoticias
flemón

El flemón dental o también llamado absceso es una de las molestias bucales más frecuentes. Está provocado por una infección bacteriana debido a una fisura o caries dental, que permite que las bacterias lleguen hasta la raíz del diente o encía. Esto da lugar a una fístula en la encía, un bulto por el que supura el pus provocado por la infección. También puede deberse a trauma en los dientes o a gingivitis o enfermedad de las encías.

Causas

Las principales causas de aparición de un flemón dental son:

  • Presencia de caries en los dientes.
  • Enfermedad periodontal.
  • Falta de higiene dental
  • Dieta demasiado rica en azúcares.
  • Pulpitis o inflamación de la pulpa dental.

Síntomas

  • Dolor severo y continuo, a veces en forma de punzadas fuertes.
  • Inflamación de la boca o de la encía.
  • Enrojecimiento de la boca y la cara.
  • Gran sensibilidad de los dientes al calor o al frío.
  • Dolor al masticar o al tocar el área infectada.
  • Inflamación de los ganglios del cuello.
  • Sabor amargo en la boca y mal aliento.
  • Una llaga abierta de donde sale pus.
  • Inflamación en el área de la mandíbulas superior o inferior.
  • Dificultad para abrir la boca o tragar.
  • Malestar general.
  • Náuseas.
  • Vómitos.
  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Diarrea.

¿Qué hacer cuándo tienes un flemón?

Para evitar posibles complicaciones, en Clínica Dental Alcalá te recomendamos que no subestimes su aparición y al primer síntoma acudas a vernos.

Valoraremos la causa que ha provocado el flemón y procederemos a elegir el tratamiento más adecuado para eliminar la infección (antibióticos, antiinflamatorios) y recuperar el diente (endodoncia, empaste).

Insistimos en la necesidad de que no dejes pasarlo, porque una de las complicaciones del flemón es que puede provocar la pérdida de la pieza dental.

Prevención

Para evitar la aparición de abscesos, es fundamental que lleves una higiene bucal correcta y diaria, cepillándose los dientes y usando el hilo dental. En caso de golpes que rompan, astillen o aflojen tus dientes es necesario que nos visites y lo valoremos.

También es necesario que pases por nuestra consulta regularmente para realizar un buen chequeo de tu boca, porque una caries, por pequeña que sea, debe tratarse enseguida para evitar que se desarrolle un absceso.

Deja un comentario

*

SUBIR