Sedación en odontología y cirugía maxilofacial

Sedación en odontología y cirugía maxilofacial

Conceptos generales

La sedación es un estado de disminución de la conciencia, conservando la capacidad del paciente de respirar espontáneamente.

IMPORTANTE: el tratamiento de sedación en Clínica Dental Alcalá es llevado a cabo por un anestesista especializado en el sector y no por un odontólogo general.

Tipos

  • Mínima. El paciente está despierto, responde a órdenes verbales, se altera muy ligeramente la función cognitiva y la coordinación.
  • Moderada.En esta modalidad la conciencia está más deprimida que en la forma anterior. En ella el paciente sigue conservando la capacidad de respirar espontáneamente y mantiene los reflejos de protección de la vía aérea. Existe una menor respuesta a estímulos físicos y órdenes verbales. Aquí el paciente está calmado y tranquilo y mantiene un cierto grado de amnesia.
  • Profunda. En este estado el paciente no es fácil de despertar. Se encuentra profundamente dormido y tiene disminuida la respuesta voluntaria a estímulos físicos o verbales, pero si la estimulación es insistente responde adecuadamente. El paciente respira espontáneamente y los reflejos de la vía aérea están algo disminuidos.

¿Qué tipo es el más adecuado en odontología?

Las sedaciones más adecuadas son la moderada y la profunda. No existe una línea definida entre las dos y se efectuará una u otra de manera dinámica según las necesidades del paciente y el procedimiento. En estos dos tipos la amnesia y el bienestar del paciente, finalizado el procedimiento, suele ser la norma general.

¿Qué pretende controlar la sedación?

  • MIEDO
  • ANSIEDAD
  • MOVILIDAD INCONTROLABLE
  • DOLOR

¿A qué pacientes va dirigida?

  • Discapacitados físicos o mentales.
  • Pacientes con enfermedades neurológicas o musculoesqueléticas.
  • Niños pequeños sanos que por el tipo de procedimiento y duración del mismo necesiten inmovilidad prolongada.
  • En general a todos aquellos pacientes sanos, que por sus condiciones de miedo, ansiedad, fobias…,necesiten permanecer tranquilos durante el procedimiento para la facilitación del mismo.

¿Cuál son los objetivos?

  • Minimizar el malestar físico y mental.
  • Obtener la cooperación adecuada para minimizar riesgos y facilitar el procedimiento.
  • Obtener la inmovilidad y procurar la seguridad en los niños.
  • Reversión fácil de la propia sedación.
  • Seguridad permanente del paciente.

¿Cómo se debe hacer y quién debe hacerlo?

Se debe hacer en las mejores condiciones de seguridad del paciente. Con monitorización de la saturación de oxígeno sanguínea , control de la tensión arterial y suplemento de oxígeno mediante gafas nasales. La administración de los fármacos es intravenosa y el procedimiento debe ser realizado y vigilado por un anestesiólogo.

SUBIR